Antioxidantes: ¿Por qué son importantes?

Los antioxidantes son sustancias que podemos obtener de forma natural a través de alimentos de origen vegetal y sintetizados de forma endógena, es decir producidos por nuestro propio cuerpo. 

¿Por qué son tan importantes los antioxidantes? 

Estas sustancias luchan en contra del estrés oxidativo, proceso que se da en nuestro cuerpo que daña a las células. 

Los encargados de la destrucción de las células son los radicales libres, sustancias inestables que se generan en nuestro organismo durante el metabolismo de las células, fumar, el consumo de grasas trans, aceites hidrogenados… 

Este tipo de moléculas se pueden acumular en las células, dañando sus estructuras y aumentando el riesgo de sufrir enfermedades como por ejemplo el cáncer.   

Aun así, los radicales libres juegan un papel fundamental en nuestro cuerpo, son necesarios para nuestra salud (p.ej: luchan contra virus y bacterias) y además el verdadero problema se produce cuando nuestro organismo lleva años luchando contra ellos. 

Por ello, es esencial aportar a nuestra dieta los ya mencionados antioxidantes ya que neutralizan el estrés oxidativo

Tipos de antioxidantes

Obtenidos a través de la dieta: 

  • Vitamina C: En frutas y verduras (Limón, lima, naranja, fresa, piña, tomate, verdura de hoja verde…) y especias como la cúrcuma.
  • Vitamina E: Presente en el grano de trigo, aceite vegetal, carnes, pescado , verduras y frutas. 
  • Carotenoides: En frutas y verduras anaranjadas, amarillas y verdes oscuras.
  • Compuestos fenólicos: frijoles, cítricos, cebolla, café, té…
El té es rico en compuestos fenólicos

Evidencia científica acerca de los antioxidantes

Existe evidencia suficiente que defiende la idea que una ingesta de alimentos ricos en antioxidantes está relacionada con una mayor longevidad, una mejor salud y la reducción de enfermedades relacionadas con la edad. 

Diversos estudios evidencian que una mayor ingesta en alimentos ricos en antioxidantes conlleva a una mayor longevidad además asociada a una mejor salud (estudio), es decir, que una dieta rica en antioxidantes reduce las enfermedades relacionadas con la edad. 

Sin embargo, hoy en día los estudios se centran sobre otro grupo, los suplementos de antioxidantes. Los Institutos Nacionales de Salud (NIH, en inglés) advierten que altas dosis de suplementos antioxidantes pueden ser perjudiciales, ya que algunos de ellos interactúan con medicamentos o pueden aumentar la incidencia de tumores. 

Los suplementos antioxidantes también pueden interactuar con algunos medicamentos. Por ello, es importante hablar con un médico antes de usar cualquiera de estos productos. 

Qué cantidad tomar

Después de todo,a día de hoy no existe una pauta estipulada de la dieta exacta que debemos seguir en cuanto al consumo de antioxidantes, así como tampoco existen criterios suficientes que determinen el nivel de estrés oxidativo al que está expuesto cada persona.

Por ello, el objetivo no debe ser comer tantos antioxidantes como se pueda, ni tomar tantos suplementos como se pueda,¿por qué? Esto se debe a que los radicales libres tienen un papel fundamental en el organismo, como ya hemos comentado antes, lo defiende de virus, bacterias e incluso de tumores, por lo tanto, si no hubiese un equilibrio entre los antioxidantes y los radicales libres, nuestro cuerpo perdería dicha función. 

Finalmente, el verdadero objetivo es el habitual, mantener un equilibrio. 

Nuestro organismo obtiene antioxidantes suficientes mediante una dieta equilibrada, y si a ello se unen unos buenos hábitos, como eliminar el consumo de tabaco, reducir el estrés y la exposición a ambientes contaminantes, será suficiente para mantener el estrés oxidativo a raya.

¿Qué te ha parecido este contenido?

2 comentarios en «Antioxidantes: ¿Por qué son importantes?»

  1. Muy buen articulo. En definitiva todo lleva a huir de extremos y de soluciones magicas y basarnos en buenos habitos para conseguir ese equilibrio ideal.

    Responder

Deja un comentario

Abrir chat